21 septiembre 2010

Descubren en Orce cerca de 1.200 nuevos fósiles que avalan la presencia humana ya en este lugar hace sobre 1,3 millones de años

Publicado en el bloc del IPHE
Jordi Mestre

Se han localizado durante la campaña efectuada este mes, por primera vez dirigida por IPHES

La industria lítica obtenida es la más primitiva de Europa y presenta características que la relacionan con los conjuntos africanos

El Consejero de Cultura de la Junta de Andalucía, Paulino Plata, visita los yacimientos coincidiendo con un viaje por la zona y los últimos días días de excavación.

La excavación arqueológica que del 30 de agosto al 20 de septiembre ha desarrollado un equipo multidisciplinar y multiinstitucional los yacimientos de Fuente Nueva 3 y Barranco León, en Orce (Granada), ha llegado a su fin con un balance de 1.168 nuevos fósiles desenterrados, que avalan la presencia humana en esta zona hace ya 1,3 millones de años.

"Se trata del conjunto fósil más rico de su edad en Europa", señaló Robert Sala , profesor de la Universidad Rovira i Virgili de Tarragona, responsable del Área de Docencia de la IPHES (Instituto Catalán de Paleoecología Humana y Evolución social) y director de la excavación. "Estos hallazgos deben permitir conocer la adaptación humana a un entorno de lago y la capacidad de los homínidos de aprovechar grandes mamíferos como los elefantes, hipopótamos y rinocerontes", ha puntualizado.

En cuanto a la fauna, se han conseguido 1.063 restos, principalmente de grandes mamíferos, especialmente de hipopótamo, caballo, hiena, rinocerontes, ciervo y mamuts. "Cuando encontramos huesos de estos animales-señala Robert Sala-lo que hacemos es analizar su superficie con el microscopio para detectar la presencia de estrías o marcas que dejan las herramientas de piedra que utilizaban los homínidos para descuartizar los mismos. Nuestros primeros estudios en el laboratorio de campo han confirmado esta actividad antrópica y, por tanto, podemos asegurar el acceso humano a estos mamíferos hace 1,3 millones de años en Orce ".

Por la fauna descubierta podemos saber que el paisaje de aquella época en Orce se caracterizaba "Ante todo por la presencia del lago de aguas saladas en un clima subtropical, con temperaturas medias de 23 º C. La fauna localizada describe un ambiente muy rico y diverso al que los humanos se adaptaron y supieron explotar ", apunta Robert Sala.

La investigación sobre la fauna es complementaria a la que se efectuará con las 105 herramientas de piedra descubiertas, averiguando, por ejemplo, el uso al que se destinaron mediante el estudio del desgaste microscópico que presentan. También se profundizará en el conocimiento en las cadenas operativas que emplearon aquellos homínidos para confeccionar estos instrumentos y la caracterización petrográfica de las rocas con que se configuraron y que, en identificar la zona en que las recogían, permitirá conocer el alcance del territorio que explotaban.

"El objetivo de la fabricación de instrumentos era la obtención de lascas de corte simple y agudo, básicamente para el desollamiento de animales, tal como es la tónica en otros yacimientos de la misma época.

Una última conclusión importante sobre la tecnología es que presenta características primitivas que la relacionan con los conjuntos africanos, asegura Sala.

Tareas de restauración

Pero quién fue el homínido protagonista de toda esta actividad en Orce hace 1,3 millones de años? "En esta época en Europa vivía Homo antecessor. Aunque, de momento, en Orce no hay restos humanos conocidos, por la proximidad geográfica y temporal, debe considerarse que fue esta especie la que pobló también esta región ", observa Robert Sala.

Paralelamente a la excavación, se han desarrollado igualmente tareas de restauración, como la estabilización de las condiciones de conservación de los fósiles, o la preparación de las piezas para su posterior estudio.

También se han efectuado varios muestreos para poder llevar a cabo diferentes investigaciones (geología, Arqueobotánica ...) De esta manera se podrá saber cómo vivieron aquellas comunidades, en qué hábitat, como eran sus costumbres, qué relación tenían con los grandes mamíferos y qué tendencias evolutivas se desarrollaron en el entorno del gran lago que existía en la región.

En los trabajos de excavación, la primera dirigida por el IPHES en Orce, han tomado parte 45 especialistas. Se trata de un proyecto de investigación transdisciplinar y multiinstitucional, coparticipado por diversas instituciones como el CENIEH (Centro de Investigación Nacional sobre la Evolución Humana), el Museo Arqueológico de Granada, el Museum National d'Histoire Naturelle de Paris, la Università di Firenze, la Universidad de Granada y la Universidad de Málaga.

Cabe destacar la participación de alumnado andaluz en formación de las universidades de Córdoba, Granada, Málaga, Cádiz, y Pablo Olavide de Sevilla, además de otras del Estado español. De esta manera queremos contribuir a la formación en Andalucía de personal investigador capacidad en las disciplinas relacionadas con el estudio de los yacimientos plio-pleistocénica de la Cuenca de Guadix Baza". Además, hay alumnado del Máster Erasmus Mundus en Arqueología del Cuaternario y Evolución Humana que se imparte en la URV .

La financiación del proyecto corre a cargo de la Junta de Andalucía. Precisamente, el lunes 20 de septiembre, el titular de la Conselleria de Cultura de este ente, Paulino Plata, ha visitado los yacimientos, en el marco de un viaje por diferentes localidades de la zona.